Tener un área de trabajo amena es igual a mejorar la salud en un 20%

Por: Redacción Recursos Humanos TV

OCDE señala que las personas laboran en promedio 2 mil 255 horas al año, motivo por el compartimos cinco consejos para tener un espacio cómodo.

La creación de entornos que transmitan tranquilidad y sean acogedores y reconfortantes se ha posicionado en la actualidad, ante el mismo confinamiento. Pero, en el ámbito laboral, ¿cómo influye? Fácil: un gran número de personas trabaja en su casa desde hace poco más de un año y vive su realidad, tanto personal como laboral, entre cuatro paredes.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) señala que, debido a la pandemia, las personas laboran activamente en promedio 2 mil 255 horas al año. Y todo ese tiempo se está en casa, razón por la cual es necesario tener un espacio ameno para trabajar, ya que las áreas cómodas mejoran la salud en un 20% y aumentan la felicidad en un 24%, mientras que los niveles de productividad aumentan entre un 15 y 35%.

Quizá esto no elimine las complejidades que implica cada trabajo, pero sí podría ser un rincón o refugio. Entonces, ¿por dónde se empieza?

    1. El orden es un factor clave, ya que, de acuerdo con expertos, ayuda a ser eficientes y productivos porque genera calma y serenidad. En pocas palabras, elimina los distractores e incluso ayuda a controlar los niveles de estrés y ansiedad.
    2. Otro aspecto importante es la practicidad, de modo que es conveniente ubicarse en un sitio “estratégico” para facilitar las actividades; además, hay que tener en cuenta que es conveniente tener a la mano sólo aquellas herramientas o elementos que sean necesarios para el trabajo.
    3. Lo ideal es trabajar en un espacio que tenga buena iluminación, si es natural, es mucho mejor. Además de beneficiar a la salud óptima, ya que la vista no es forzada, igual es una manera de reactivar la mente al estar en un entorno despejado.
    4. La naturaleza siempre ha estado asociada con la calma y tranquilidad, además, se relaciona con espacios abiertos y al aire libre, los cuales suenan lejanos ante la situación actual. Justamente por eso se pusieron en tendencia en la pandemia. Incluir algunas plantas en el entorno laboral harán que este cobre vida, pero, más allá de eso, generará bienestar psicológico.
    5. La ambientación también es importante, y la mejor manera de lograrlo es mediante la música. Ésta, según estudios, mejora el ánimo y reduce los niveles de estrés y ansiedad, razones que son más que suficientes para incluirla.

Finalmente, hay que tomar en cuenta cuáles son las necesidades y preferencias, ya que determinarán qué conveniente para tener un área de trabajo amena. En sí, no se trata de consejos que implican una inversión monetaria, lo cual no está de más, si así se desea y se cuenta con los recursos, sino de aspectos básicos que pueden hacer la diferencia para no sólo tener un sitio de trabajo, sino un espacio de motivación y satisfacción.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *