Gamificación, herramienta para innovar y retener al talento humano

Por: Redacción Recursos Humanos TV

Entre sus beneficios destaca mejorar la comunicación para fomentar los valores empresariales, señala experto en recursos humanos.

En los últimos años, el mercado laboral se ha caracterizado por dinamismo, lo cual se intensificó con la pandemia por el Covid-19. A diferencia de otros momentos, esta situación es uno de los principales retos de las empresas, ya que han tenido que innovar para atraer y retener colaboradores. Ante este escenario, expertos indican cuáles deben ser las bases de las empresas a fin de lograr estos cometidos.

Recientemente publicamos que más de la mitad (53%) de los trabajadores latinoamericanos se plantea cambiar de empleo este año porque ya resienten el aislamiento y están agotados, de acuerdo con un informe de Microsoft efectuado con datos de LinkedIn. Esto implica que el sector empresarial tome acciones pronta acción para evitar una ola de renuncias.

Para Ángel Blancas, socio fundador de GamePathsuna, startup que se dedicada a la gestión tecnológica de los recursos humanos, la mejor opción es la gamificación, ya que mejora el engagement al ser una herramienta para alentar y mejorar la comunicación y convivencia con la plantilla de trabajo, además de que ayuda a fomentar los valores empresariales e impulsar o descubrir el talento.

“No es algo nuevo, a través de los siglos se ha usado para realizar trabajos y tareas de forma más motivadora y divertida”, enfatiza Ángel Blancas, quien subraya que “la gamificación no es un juego” porque tiene reglas.

Agrega que este cambio debe comenzar por los directivos, los cuales deben analizar si su manera de actuar va de la mano con la cultura que se desea implementar; de no ser así, desde ahí debe empezar el cambio.

Algunos beneficios de la gamificación son los siguientes:

    1. Motivación. Surge cuando los colaboradores están satisfechos con su puesto y actividades, de modo que el compromiso se refuerza, así como la fidelidad y permanencia en la compañía. 
    2. Retroalimentación. Se da pie a que exista mayor comunicación y, por lo tanto, se conocen el parecer y postura de los colaboradores. Esto incluso propicia la aportación de ideas.
    3. Entorno positivo. Las dinámicas y juegos (de la misma gamificación) generan entornos saludables, reforzando la unión de los equipos de trabajo.

Por otra parte, Orlando Mejía, socio de Capital Humano de Deloitte, expone que Recursos Humanos necesita reinventarse y asumir el rol de liderazgo, a fin de guiar a la fuerza a los trabajadores a la nueva cultura laboral, de modo que “se tiene que pensar en el trabajo como un concepto amplio. Recursos Humanos tiene que tener una visibilidad sobre qué trabajo se debe hacer, cómo se debe hacer, qué actividades se deben hacer, quién las va a hacer y dónde se deben hacer”.

En este sentido, se tiene que hacer un trabajo colaborativo entre los directivos y recursos humanos, a fin de que tracen un plan de trabajo bajo los mismos objetivos; el resultado final debe ser coherente con la cultura de trabajo que se desea y necesita forjar.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *