Un CEO con ética, el núcleo de una empresa exitosa. 

Por: Redacción Recursos Humanos TV

La ética es un valor que debe estar presente dentro de las empresas, en todos los colaboradores y sin distinción de rangos jerárquicos. En los cargos directivos, por su ascendencia y poder sobre personas o grupos y por su manejo de información sensible con un impacto crítico en la organización, deben tener mucho más peso. 

Durante años ha prevalecido la idea de que ética y los negocios eran conceptos con esferas de aplicación completamente diferentes. Se buscaba que un CEO o directivo tuvieran muchas cualidades, pero entre ellas no estaba considerada la ética. Sin embargo, estudios como el de la consultora Reputation muestran que un 40% de la reputación de una empresa depende del comportamiento del CEO.

Un escándalo personal, una declaración fuera de tiempo, una publicación desafortunada en redes sociales o una gestión errática pueden ser afectar en la actividad de la empresa. Hoy, con medios regulatorios, los distintos procesos y la mirada de las redes sociales encima, ha cambiado por completo el concepto global de Responsabilidad Social Empresarial o Corporativa.

Por otra parte, un código de ética establecido para una empresa pone en el centro del debate el conjunto de valores, normas y principios que serán adoptados como cultura del negocio. El código ético implanta una filosofía y una visión de trabajo que al mismo tiempo genere armonía entre accionistas, directivos, colaboradores y otros involucrados en la organización.

El cumplimiento de un código de ética de parte de un CEO o director de una empresa, genera que otros directivos de menor rango respondan al cumplimiento de ciertos estándares de acción previstos para el negocio. El actuar ético permite a la empresa:

      • Evitar pérdidas económicas por desfalcos o fraudes
      • Cumplir con los estándares de responsabilidad social
      • Fortalecer el compromiso con el negocio y sus valores
      • Aumentar la eficiencia laboral
      • Fomentar el respeto entre empleados, directivos, clientes y proveedores
      • Elevar la seguridad en los procesos corporativos
      • Promover la confiabilidad ante el mercado y la opinión pública

La aplicación de un código de ética en la vida cotidiana, en aspectos prácticos, permite que se realicen planes a corto, mediano y a largo plazo. Existen diversos códigos de ética que destacan por su cumplimiento por parte de CEO’s y directivos, como es el caso de los de empresas como YPF, L´Oréal, Sears, Nestlé, Qualtia Alimentos y Grupo Carso.

Cabe destacar que es la responsabilidad del CEO y los directores del más alto nivel, dar a conocer al Consejo General de la empresa y de todo aquel que esté involucrado contractualmente con ella, cualquier información importante que llegue a su conocimiento y que afecte los procesos o intereses de la organización. 

Si desde altos mandos, se cumple con los códigos de ética empresariales, es posible que mandos de menor nivel, pasando por empleados, colaboradores y proveedores, cumplan de manera correcta con un actuar ético en aras de fortalecer la visión y cultura empresarial, mejorando su imagen tanto al interior como al exterior de la organización.

Fuentes: 

https://papers.ssrn.com/sol3/papers.cfm?abstract_id=2538670#:~:text=Desde%20el%20punto%20de%20vista,identificar%20la%20mejor%20(no%20la

https://www.expansion.com/directivos/2019/04/02/5ca264c022601d7d308b4612.html 

https://factorhuma.org/es/actualitat/noticias/13972-etica-para-el-directivo-responsable

http://bibliotecavirtualrs.com/2016/02/la-etica-en-la-empresa-y-la-etica-del-directivo/

https://expansion.mx/opinion/2012/05/11/la-etica-empresarial-produce-beneficios

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *