#8M, en busca de igualdad laboral en la era de la Covid-19

Por: Redacción Recursos Humanos TV

Ante la pandemia, 118 millones de mujeres de Latinoamérica están por debajo del umbral de pobreza, ya que 13 millones perdió el empleo y 59% trabaja en la informalidad.

En el marco del Día Internacional de la Mujer, el director de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para América Latina y el Caribe, Vinícius Pinheiro, advirtió que a nivel mundial hay un déficit de 25 millones de empleos para mujeres, además de que en la pandemia 13 millones de empleadas de Latinoamérica perdieron su fuente de ingreso.

“Esta crisis sin precedentes ha exacerbado las brechas de género en los mercados de trabajo de la región, anulando los avances anteriores. Hemos retrocedido más de una década en un año y necesitamos pisar el acelerador de la igualdad de género”, afirmó Pinheiro.

El Panorama Laboral de la OIT indica que hace más de 15 años no se registraba una tasa de participación femenina tan baja, ya que en 2020 la tasa de desocupación regional pasó de 10.3 a 12.1%.

Por su parte, la secretaria general iberoamericana, Rebeca Grynspan, señaló que, debido a la pandemia, al comenzar este año 118 millones latinoamericanas estaban por debajo del umbral de la pobreza, de modo que la mayoría ha recurrido al trabajo informal; de hecho, en América Latina y el Caribe el 59% se encuentra en esta situación, de acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas (ONU) Mujeres.

Marchas “que caiga con fuerza el feminicida

En medio de estas cifras, ayer miles de mujeres, principalmente, se sumaron a las marchas para conmemorar el Día Internacional de la Mujer, que este año tiene el lema “Mujeres líderes: Por un futuro igualitario en el mundo de la Covid-19”. 

Entre las exigencias no sólo destacaron las de igualdad laboral y salarial, sino también para frenar la violencia de género que aumentó durante la pandemia e incluso “podemos comprobar que las consecuencias para las mujeres han sido desproporcionadamente negativas”, indicó la directora regional para América Latina y el Caribe de ONU Mujeres, María-Noel Vaeza.

Como parte de la marcha, el polémico muro de metal, que se colocó para proteger el Palacio Nacional, se volvió parte de la manifestación, luego que desde la tarde de anteayer domingo numerosas mujeres lo usaron para escribir los nombres de las mujeres víctimas de feminicidios. 

Ayer por la tarde, las mujeres derribaron el muro metálico, luego de que les rociaron gas lacrimógeno. Igual se congregaron en el Zócalo, donde entonaron Canción sin miedo: “Cantamos sin miedo, pedimos justicia. Gritamos por cada desaparecida. Que resuene fuerte. ¡Nos queremos vivas! Que caiga con fuerza el feminicida”.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *